Saltar al contenido

¿Por qué se rasca tu chihuahua cabeza de venado?

¿Cuánto tiempo debe durar el paseo del chihuahua cabeza de venado?1

Rascado del chihuahua: causas, remedios y dieta para la dermatitis, la alergia y el picor en perros

¿Por qué se rasca tu chihuahua cabeza de venado?

Principales causas de los picores del cabeza de ciervo

Uno de los problemas más evidentes de un perro, y que más aprensión crea en los humanos, es el picor de la piel. Cuando tu chihuahua se rasca de forma persistente, excesiva y repetida, es un signo inequívoco de un problema que no debe subestimarse.

El lomo es la parte en la que el perro muestra más a menudo su malestar y trata de calmarlo con sus patas pero también con sus dientes: cuando el chihuahua cabeza de venado  se muerde a sí mismo nunca es una buena señal, significa que el picor es realmente muy pronunciado. Sin embargo, el cabeza de venado también puede mostrar su malestar frotando la parte más afectada contra los muebles o el suelo, mientras que cuando se trata de las orejas a menudo tiende a sacudir la cabeza y colocar la oreja afectada contra el suelo, una alfombra o una sábana, arrastrándola para aliviar el malestar.

Pero, ¿por qué se rasca el chihuahua cabeza de venado? En la mayoría de los casos, los humanos tendemos a asociar los picores con la presencia de invitados no deseados en el pelaje: las pulgas y las garrapatas son las primeras culpables de las molestias de nuestro perro, pero está demostrado que se trata de una causa menor, ya que en la mayoría de los casos el motivo de los picores de tu perro se encuentra en otra parte.

No hay una respuesta única a esta pregunta, los motivos de los picores del perro son muy variados y no siempre es fácil reconocerlos, sobre todo si la afección lleva mucho tiempo. Si la piel de su chihuahua  ya muestra signos de dermatitis, su constante rascado sólo empeorará la inflamación, impidiendo un diagnóstico sencillo. En algunos casos la dermatitis del perro puede ser de origen alimentario, en otros puede ser una inflamación o infección bacteriana y en otros el picor puede ser causado por la presencia de colonias de parásitos.

Más raros son los casos de picor relacionados con disfunciones hormonales o enfermedades de los órganos internos. En cualquier caso, siempre que veas que tu cabeza de venado se rasca con cierto énfasis, el consejo es que acudas al veterinario cuanto antes, sin esperar a que desaparezca por sí solo, porque la mayoría de las veces esto no ocurre y la dilación sólo agrava la situación.

Alergia e intolerancia en chihuahuas cabeza de venado: cuando la nutrición se convierte en un problema

La influencia de la alimentación en la dermatitis canina

Cuando su chihuahua cabeza de venado empieza a rascarse de forma persistente y durante mucho tiempo, ésta es la primera señal de alarma que debe indicar la presencia de un problema. El chihuahua se rasca a todas horas del día y de la noche, además de querer aliviar su tremendo malestar, trata de atraer la atención de su humano y no es casualidad que cuando tiene picores sea más proclive a los mimos y los busque con más insistencia.

Según los informes veterinarios, una de las principales causas de los picores en los perros es la alimentación. Sí, las alergias e intolerancias son la principal causa de dermatitis en los perros. Si no hay parásitos en el pelo y la piel, pero hay manchas rojas u otras imperfecciones que nunca se habían notado, lo más probable es que la causa sea una dermatitis.

Para conseguir que tu cabeza de ciervo deje de rascarse, primero tienes que identificar la causa del problema y eliminarla en su origen, pero mientras tanto puedes proceder con métodos paliativos para ayudar a aliviar el problema, de los que hablaremos más adelante.

Las alergias e intolerancias alimentarias de los perros van en aumento, y no es casualidad que hasta hace unas décadas los perros parecían ser inmunes a estas enfermedades. El aumento exponencial de las alergias e intolerancias se ha producido desde los años 90, hace muy poco, por tanto, cuando la prosperidad económica de los humanos se volcó en los perros. Esto parece una contradicción, pero no lo es. Cuando los productos industriales de baja calidad, fácilmente disponibles en los supermercados y llenos de granos y subproductos animales, comenzaron a difundirse más ampliamente, entonces hubo un boom.

La alimentación industrial es, muy a menudo, la solución elegida por la mayoría de los propietarios de chihuhuas, pero en el amplio panorama de las diferentes marcas, es fundamental saber elegir los mejores productos centrándose en los fabricantes premium y super premium.

Sin embargo, es importante distinguir entre alergias e intolerancias, ya que aunque ambos términos se utilizan a menudo como sinónimos, en realidad son dos enfermedades muy diferentes que tienen pocos puntos de contacto entre sí.

Clínicamente, una alergia es una respuesta excesiva del sistema inmunitario que se activa en respuesta a un antígeno que el organismo percibe como perjudicial. Al referirse a una alergia, este antígeno se denomina alérgeno, es decir, una sustancia que desencadena una reacción alérgica porque se considera extraña. En los alimentos, lo que desencadena la respuesta inmunitaria, es decir, los alérgenos, suelen ser las proteínas que contienen, y en algunos casos la manifestación alérgica es la dermatitis canina.

La intolerancia, en cambio, se produce a un nivel diferente y no implica al sistema inmunitario, sino al digestivo. Los síntomas aparentes pueden ser los mismos, porque las intolerancias también pueden provocar picores y dermatitis en los chihuahuas, pero en realidad son dos patologías completamente ajenas y no es cierto que a partir de una intolerancia se pueda desarrollar una alergia.

Más concretamente, la intolerancia debe considerarse como una rebelión sustancial del organismo, que en un momento dado se muestra incapaz de digerir una determinada sustancia. A menudo se habla de saturación para referirse a la intolerancia y en realidad es así, porque el organismo no ve la sustancia como una causa potencialmente dañina sino que simplemente se muestra incapaz de asimilarla porque ahora está saturado. En conclusión, la intolerancia es una reacción tóxica del organismo mientras que la alergia es una reacción no tóxica y no está relacionada con la cantidad de alimento ingerido.

Pulgas y garrapatas: comprobaciones de los picores

Es esencial entender si el picor de su perro está causado por parásitos.

Es innegable que el primer pensamiento del hombre cuando el perro empieza a rascarse insistentemente se dirige a estos pequeños parásitos que suelen atacar la piel del animal. Es cierto que en algunos casos el picor del chihuahua cabeza de venado está causado por colonias de parásitos, pero cuando se realiza un control visual manual sin éxito y cuando, tras una correcta profilaxis antiparasitaria, el perro sigue rascándose sin mostrar la más mínima mejoría, entonces es conveniente dirigir la atención hacia otras posibles causas. La dermatitis atópica en los perros es más común de lo que se cree y no siempre es fácil de detectar. En muchos casos, los humanos tienden a subestimar las señales que dan los animales y a restar importancia al picor del perro, pensando que es una condición temporal que se curará por sí sola.

Cómo hacer que su chihuahua se deje de rascar

Rascado del Chihuahua cabeza de venado: causas y remedios1
Rascado del Chihuahua cabeza de venado: causas y remedios1

Remedios para el picor del chihuahua

Para conseguir que el picor del chihuahua desaparezca sin recurrir a la medicación, existen diversas soluciones caseras, que pueden surtir inmediatamente el efecto deseado y, aunque no solucionan el problema, pueden en todo caso aliviar las molestias.

En la fase aguda de la dermatitis atópica en chihuahua cabeza de venado, es decir, cuando hay un enrojecimiento excesivo de la piel, en algunos casos seguido de una sospechosa inflamación, el perro puede estar muy nervioso y tender a rascarse con tanta fiereza que no es raro que se haga pequeñas heridas. En ese caso, si es posible, es aconsejable dar al chihuahua un rápido baño casero con agua no demasiado caliente, ya que el frescor ayuda a calmar el picor. Si se produce durante el verano, entonces el agua fría es el camino a seguir. En estas condiciones, deben evitarse a toda costa los detergentes químicos y comerciales, ya que su pH no es compatible con la condición de la piel del animal y podría agravarla. La única solución es el jabón de Marsella, preferiblemente sin fragancias añadidas, en su versión en grumos. Su PH neutro ayuda a eliminar las causas de la dermatitis, como la suciedad y el polvo, y calma al animal.

Como alternativa, existen productos específicos en el mercado, como el champú de helicriso o la pomada de caléndula, ambos de la línea natural Officinalis. Evidentemente, se trata de remedios de urgencia que hay que poner en práctica de inmediato, pero si se observa que la dermatitis del animal no tiende a disminuir, conviene consultar cuanto antes al veterinario, que una vez identificada la causa puede administrar un tratamiento farmacológico, a menudo a base de cortisona.

Dermatitis atópica en perros: la dieta como causa

Como ya hemos mencionado, la dermatitis atópica en perros y la dieta suelen estar relacionadas. Existen remedios para la dermatitis en perros, pero primero hay que identificar las causas. La dermatitis alimentaria suele diagnosticarse por exclusión, cuando no hay otras pruebas que sugieran una causa diferente.

Cuando el veterinario identifica la comida como la causa del picor del chihuahua, es necesario averiguar qué alérgeno (o alérgenos) ha desencadenado el problema. A continuación, debe adoptarse una dieta de privación, es decir, deben eliminarse todos los alimentos que el perro está acostumbrado a comer. A continuación, se reintroducen lentamente las proteínas para ver cuál de ellas ha desencadenado el fenómeno. Durante la dieta de privación, el veterinario complementará la dieta del perro con proteínas distintas a las que está acostumbrado a comer, como pescado, conejo, pato y cerdo.

El problema de los alimentos baratos y de baja calidad

En los párrafos anteriores hemos tratado temas relacionados con el cambio de los hábitos alimentarios de los animales. Los alimentos industriales de mala calidad son la principal causa de alergias e intolerancias en los perros, ya que se ha demostrado que los cereales suelen ser el ingrediente principal de la mayoría de estos alimentos.

Te estarás preguntando cuál es el problema, ¡y realmente es el grano! Los chihuahuas son carnívoros, no omnívoros como a menudo se nos hace creer: su sistema digestivo está diseñado para la digestión de proteínas animales, no de proteínas de cereales. El pan, la pasta y cualquier otro cereal refinado son potencialmente peligrosos para los perros. Son alimentos con un índice glucémico muy alto, resultante de la presencia de almidón fácilmente digerible. Estos carbohidratos producen una gran cantidad de insulina que provoca un pico glucémico excesivo.

Ciertamente, el organismo del perro no está estructurado para este tipo de enzimas pero, por el contrario, su sistema digestivo es perfecto para la asimilación de las proteínas animales. El consumo prolongado de cereales provoca enfermedades más o menos graves en los perros, como la diabetes y la obesidad, pero también pancreatitis, debido al excesivo esfuerzo que tiene que hacer este órgano para asimilar ciertas proteínas.

Nutrición para perros intolerantes y alérgicos con dermatitis

En los perros con dermatitis, y por lo tanto con problemas de picor, es necesario un cambio radical en la dieta. Cuando se establece que la dermatitis atópica del perro se debe a su dieta, entonces es una buena idea comprar croquetas especiales para perros con dermatitis. Se trata de alimentos especiales con una fórmula especial sin cereales, en los que los hidratos de carbono que suelen aportar los cereales se sustituyen por los de la patata y en los que hay una alta concentración de proteínas.

Croquetas para perros con dermatitis

Guía para elegir el mejor alimento para perros con dermatitis

Existen numerosas soluciones en el mercado que pueden apoyar la dieta de los perros con dermatitis y entre ellas están las croquetas Farmina Vet Life Hypoallergenic Fish & Potato, perfectas para perros con dermatitis e intolerancias alimentarias. Su composición a base de patatas y pescado deshidratado es ideal para calmar los síntomas de la dermatitis. Las proteínas proceden exclusivamente del arenque del Mar del Norte y las patatas son la única fuente de almidón.

Igualmente eficaces son Prolife Grain Free Adult Sensitive Fish and Potatoes, Prolife Grain Free Adult Sensitive Beef and Potatoes y Prolife Grain Free Adult Sensitive Pork and Potatoes. Se trata de tres tipos de croquetas con ausencia total de cereales y un aporte monoproteico, donde la única fuente de hidratos de carbono y almidón es la patata. Las croquetas con pescado llevan salmón y carne de pescado deshidratada, que son proteínas fáciles de digerir, así como carne de cerdo y de vacuno que son biodisponibles y reducen las reacciones alérgicas. Todas estas croquetas son ricas en selenio, Omega 3 y 6, Zinc y Biotina. Las croquetas de pescado también tienen una alta concentración de Yucca schidigera, un elemento que ha demostrado ser especialmente útil para controlar los olores fecales y la flautolencia, que son especialmente comunes en los perros con intolerancias alimentarias.

¿Pero los perros pueden comer patatas? Para evitar malentendidos, conviene recordar que las patatas no tienen contraindicaciones para los perros, pero sólo deben comerse peladas y bien cocinadas, y en el caso de las croquetas esto es seguro. Las patatas contienen solanina, una toxina que no puede ser metabolizada por el perro y que, si la ingiere, puede provocarle diversos problemas, incluidos los digestivos. La buena noticia es que la solanina sólo se encuentra en las patatas crudas, en sus hojas, en los brotes y en la piel, por lo que debes servir a tu perro siempre bien cocido y sin piel.

La elección de las croquetas para perros con dermatitis, en caso de alergia o intolerancia, es una decisión consciente de cuidar con cariño a su mascota.

¿Tu chihuahua cabeza de venado ha tenido alguna vez problemas similares? ¿Cómo lo ha resuelto? Cuéntenos su experiencia.